El cristiano ante la Semana Santa

PlumaQueridos diocesanos:

 

Ante la proximidad de la Semana Santa es conveniente prepararse para celebrar con espíritu cristiano estos días. Tantos elementos añadidos a la Semana Santa van empañando y desdibujando lo fundamental. Pero el olvido de lo esencial es como un virus o una carcoma, que mina y destruye todo poco a poco sin advertirlo.

 

Cristianos y comunidades, cofrades y cofradías no podemos olvidar cuál es el núcleo vital de la Semana Santa. La llamamos ‘santa’ porque ha sido santificada por la pasión, muerte y resurrección del Señor. Estos hechos son la prueba definitiva y permanente del amor misericordioso de Dios a los hombres, manifestado en la entrega total de su Hijo hasta la muerte y en su resurrección a la vida gloriosa. Cristo muere y resucita para liberarnos del pecado y de la muerte, y para devolvernos a la vida de amistad y de comunión con Dios y con los hombres. Lo que aconteció hace casi dos mil años, se hace actual en la liturgia y se expresa en las procesiones de Semana Santa.

Leer más

Invitación a la Misa Crismal

PlumaA TODOS LOS FIELES CRISTIANOS DE SEGORBE-CASTELLÓN:

 SACERDOTES, CONSAGRADOS Y SEGLARES

Amados todos en el Señor:

Cercana ya la Semana Santa os escribo para invitaros encarecidamente a todos y de un modo muy especial a los sacerdotes, a la Santa Misa Crismal que celebraremos, D.m., el próximo día 14 de Abril, Lunes Santo, a las 11:00 de la mañana en la Santa Iglesia Concatedral de Santa María en Castellón.

La Misa Crismal tiene un profundo significado. En ella consagremos el Santo Crisma y bendeciremos los óleos de los catecúmenos y de los enfermos. Con el Santo Crisma, el óleo perfumado que representa al mismo Espíritu Santo, serán ungidos quienes durante el próximo año reciban el sacramento del bautismo, de la confirmación o del orden. Por el óleo de los catecúmenos serán fortalecidos con el Espíritu Santo quienes vayan renacer a la nueva Vida por el bautismo, para que puedan renunciar al mal y vivir según su condición de hijos de Dios. El óleo de los enfermos, cuyo uso atestigua ya el apóstol Santiago, remedia las dolencias del alma y del cuerpo de los enfermos y ancianos, para que puedan soportar y vencer con fortaleza el mal y conseguir el perdón de los pecados. En la Misa Crismal, los sacerdotes renovaréis también las promesas de su ordenación sacerdotal.

Leer más