Volteo de campanas en todos los templos de la Diócesis el Domingo de Pascua

Queridos hermanos sacerdotes:

La trágica situación y el confinamiento en nuestras casas, que estamos viviendo por la pandemia del coronavirus, nos ha obligado a celebrar la Semana Santa y el Triduo Pascual de un modo excepcional: solos en nuestras iglesias y con el corazón apenado. Esto no nos puede llevar al olvido de que este Domingo, día 12 de abril, celebramos la Pascua de la Resurrección, la victoria de Cristo Jesús sobre la muerte. Esta verdad fundamental de nuestra fe es la razón de nuestra esperanza y el motivo de la verdadera alegría, pues nos sabemos amados y nunca abandonados por Dios. Una verdad que hemos de acoger, anunciar y testimoniar en todo momento, también y especialmente cuando el dolor y el sufrimiento, la tristeza y la angustia nos embargan.

Por ello, acogiendo con agrado la propuesta de la Comisión Ejecutiva de la Conferencia Episcopal Española de hoy mismo, dispongo que el Domingo de Resurrección a las 12 del mediodía se volteen las campanas de nuestros templos en Segorbe-Castellón, durante cinco minutos. De este modo, además de mostrar nuestra alegría y esperanza por la Resurrección del Señor, nos uniremos al papa Francisco en su bendición “urbi et orbi”, bajo el lema “Jesucristo ha resucitado, anuncia y realiza la victoria de la vida sobre la muerte. Somos testigos des esta esperanza”. 

Es un auténtico drama que miles de personas están muriendo, víctimas de esta pandemia, y más aún que muchísimas de ellas mueran en soledad y sin el consuelo y la  despedida de sus familiares. Es muy triste y doloroso que los enterramientos en estos momentos tengan que hacerse con la presencia de tres familiares o allegados, como máximo, sin que otros familiares y amigos, les puedan acompañar en el duelo. La Iglesia es depositaria de la esperanza que brota de la fe en Cristo muerto y resucitado, vida para el mundo. El mismo Señor Resucitado nos llama a ser testigos de esta esperanza que no defrauda y a compartirla en la caridad. Tocaremos las campanas para ofrecer esta esperanza a quienes hoy más la necesitan. Gracias por uniros a esta iniciativa.

 

En el dolor por la pandemia os deseo feliz Pascua de Resurrección a todos. ¡Cristo ha resucitado verdaderamente! Él es nuestra Esperanza.

 

Vuestro obispo,

+Casimiro López Llorente

Obispo de Segorbe-Castellón

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.