Jóvenes y mes misionero extraordinario, ejes del encuentro nacional de Misiones

La Comisión Episcopal de Misiones y las Obras Misionales Pontificias organizan de manera conjunta las jornadas para sus delegados y directores en las diócesis. El encuentro de este año tuvo lugar del 20 al 22 de mayo en Madrid en torno al tema, “Los jóvenes y la misión”. Los objetivos han sido ver la urgencia que tiene la iglesia de un cambio generacional entre los misioneros y buscar de manera conjunta nuevas formas de promover y proponer a los jóvenes el atractivo de ser misioneros. La Diócesis estuvo representada por el Delegado de misiones y director de OMP, así como vicario de pastoral, Miguel Abril.

Leer más

OCASHA busca seglares motivados por la misión en América y África

El sábado, de 11 a 13h, se presentará en el Palacio Episcopal de Castellón la Obra de Cooperación Apostólica Seglar Hispanoamericana, conocida como OCASHA. Este encuentro está dirigido a personas interesadas en la cooperación misionera para presentarles esta realidad que da la oportunidad a seglares de implicarse en una actividad misionera de la Iglesia. En los más de 50 años de historia de la entidad, vinculada a la Conferencia Episcopal, la Diócesis ha participado con cinco personas. Una de ellas es Iluminada Capdevila que animará la sesión del sábado.

Leer más

Infancia misionera

La Infancia Misionera convoca a 500 niños en el Mater Dei

El Encuentro Diocesano de la Infancia Misionera es siempre una fiesta. Este sábado se han reunido 500 niños de más de 20 parroquias, colegios y entidades de diversas poblaciones para esta jornada organizada por la Delegación Diocesana de Misiones y que tenía por lema “Con Jesús, a Belén. ¡Qué Buena Noticia!”. El día ha comenzado con la celebración de la eucaristía. En la homilía el Obispo se ha centrado en tres palabras: ir, encontrar y anunciar.

Durante la eucaristía se ha rezado por el pequeño Julen Roselló, cuyo cuerpo han encontrado los equipos de rescate en el fondo del pozo donde cayó hace doce días en Totalán. Todos lo conocían, pero muchos no sabían la noticia aún cuando Mons. Casimiro López Llorente ha hecho una oración por él: “Vamos a pedir, que seguro que es así, para que Jesús que vive porque ha resucitado y está en la vida eterna, también a él le de la felicidad para siempre”. 

En primer lugar ha invitado a pequeños y mayores a “ponerse en marcha, saliendo de nuestra comodidades”. “¿Para qué?”, se preguntaba Mons. López Llorente: “Para encontrarse con Jesús”. Y el lugar por excelencia es la misa, para que Cristo “nazca en nosotros, cambie nuestro corazón y podamos amar a los demás”. Así se llega al tercer paso: anunciar a los demás el encuentro con Jesús, como hicieron José y María con los pastores y los magos.

Al acabar la ceremonia religiosa, los participantes han pasado por activades organizadas por las parroquias de San Jaime y Santos Evangelistas de Vila-real, y Ntra. Sra. de los Ángeles de Bechí, junto con la Consolación y la ONG Ameáfrica.Los talleres de esta edición se han centrado en la infancia de Jesús – anunciación, llagada a Belén y epifanía-.

La Infancia Misionera da fe que “los niños ejercen como pequeños misioneros y desde su humildad, creatividad y sencillez, son protagonistas de la Evangelización”. Así lo vivió el obispo Forbin-Janson en 1843 cuando acudió a los niños de su diócesis en Francia para ayudar a sus semejantes necesitados en China. Solo nueve años después, la iniciativa llegó a España de la mano de la reina Isabel II. En 1922, el Papa Pío XI la hizo suya y le dio el carácter de Pontificia.Para favorecer el despertar y compromiso misionero, este año la Infancia Misionera inicia un recorrido que durará cuatro cursos siguiendo el crecimiento de Jesús. El primero comienza en Belén. El objetivo es descubrir el sentido misionero de la Buena Noticia del nacimiento del Mesías. Los años siguientes se presentarán la huida a Egipto con el lema “Siempre en marcha”, la vida en Nazaret como “Somos familia”, y la peregrinación a Jerusalén como “Tenemos una misión”

Preparados para el Encuentro Diocesano de la Infancia Misionera en el Mater Dei

Mañana sábado 26 de enero, víspera del Domingo de la Infancia Misionera, la Delegación de misiones organiza el XVIII Encuentro Diocesano en el que cada año participan centenares de niños. El lema es “Con Jesús, a Belén. ¡Qué Buena Noticia!” y comenzará a las 9:45 de la mañana en el Seminario Mater Dei de Castellón. El viernes la Delegación diocesana de Misiones tenía inscritos 488 niños.

El programa incluye la celebración de la Eucaristía, que estará presidida por el Obispo, mons. Casimiro López Llorente.  Los talleres de esta edición se centrarán en la infancia de Jesús – anunciación, llagada a Belén y epifanía-, organizados por las parroquias de San Jaime y Santos Evangelistas de Vila-real, y Ntra. Sra. de los Ángeles de Bechí, junto con la Consolación y la ONG Ameáfrica.

Capaces de Dios

La Jornada Mundial de la Infancia Misonera, el domingo, se trata de un día en el que se pone de relieve este apostolado, incluido dentro de las Obras Misionales Pontificias, y que promueve la ayuda recíproca de los niños del mundo. Desde la Delegación nacional aseguran que es importante hablar de la misión a los pequeños porque “los niños son capaces de Dios, y lo son desde su más temprana edad. Desde esta capacidad de conocer y encontrar a Dios en sus vidas, nace otra capacidad intrínseca: son capaces de la misión”.

La Infancia Misionera da fe que “los niños ejercen como pequeños misioneros y desde su humildad, creatividad y sencillez, son protagonistas de la Evangelización”. Así lo vivió el obispo Forbin-Janson en 1843 cuando acudió a los niños de su diócesis en Francia para ayudar a sus semejantes necesitados en China. Solo nueve años después, la iniciativa llegó a España de la mano de la reina Isabel II. En 1922, el Papa Pío XI la hizo suya y le dio el carácter de Pontificia.

Nuevo itinerario siguiendo el crecimiento de Jesús

Para favorecer el despertar y compromiso misionero, este año la Infancia Misionera inicia un recorrido que durará cuatro cursos siguiendo el crecimiento de Jesús. El primero comienza en Belén. El objetivo es descubrir el sentido misionero de la Buena Noticia del nacimiento del Mesías. Los años siguientes se presentarán la huida a Egipto con el lema “Siempre en marcha”, la vida en Nazaret como “Somos familia”, y la peregrinación a Jerusalén como “Tenemos una misión”.

Escucha en El Espejo de hoy la entrevista con el Delegado diocesano de Misiones, Miguel Abril, que explica la Jornada de la Infancia Misionera

La Hoja del 20 de noviembre

La Hoja del 20 de enero

En La Hoja del 20 de enero:

  • Crecer y anunciar con Jesús. Jornada de la Infancia Misionera.
  • Mons. López Llorente: “Los niños, misioneros de la Buena Noticia”.
  • Colecta Infancia Misionera 2018.
  • Misión Calcuta, nuevo proyecto de la Delegación de Juventud.
  • Entrevista con Pep Sastre, director de La Ocho Mediterraneo TV

Puedes leerlo aquí.

Imagen Cartas 320x200

Los niños, misioneros de la Buena Noticia

Queridos diocesanos:

Todavía está viva la celebración de la Navidad en nuestro corazón. Y la Jornada de la Infancia Misionera, el domingo, día 27 de enero, nos invita a volver de nuevo nuestra mirada a Belén. Junto con los niños de Infancia Misionera, acompañaremos a José y a María en su “peregrinación” de Nazaret a Belén; y como los pastores y los Magos de Oriente, iremos al portal de Belén para contemplar y adorar al Niño, el Hijo de Dios, recién nacido. En ese Nino frágil y pobre podemos contemplar el amor humilde e infinito de Dios que quiso visitar a su pueblo para santificarlo, darle su amor y su vida. A cuantos lo acogen con fe, les llena de su amor, de su paz y de alegría y dan testimonio de la alegría del Evangelio en medio del mundo. El Niño nacido en Belén es la Buena Noticia de Dios para todo hombre y mujer de todo tiempo y lugar, que, una vez encontrada y contemplada, como los pastores y los Magos, es anunciada a todos. Es lo que resalta el lema de la Jornada de este año. “Con Jesús a Belén. ¡Qué Buena Noticia!”. 

Despertar el sentido misionero en los niños bautizados es primordial, ya que, por el bautismo, todos somos misioneros, o, en palabras del papa Francisco, “discípulos misioneros” de Jesús, la Buena Noticia para el mundo. Sí, también los niños lo son por su bautismo; y ellos también están llamados a ser con su palabra y con su vida discípulos misioneros del Señor. Esta es la razón honda y la propuesta educa­tiva de Infancia Misionera: dar al niño el protagonismo misionero que le corresponde por razón de su bautismo. Para ello, los niños de Infancia Misionera están invitados, en primer lugar, a encontrarse personalmente con Jesús, para contemplarle, adorarle y rezarle, entregarle su ofrenda con amor, como los pastores y Magos de Oriente. La alegría de este encuentro con Jesús, el sentirse amado por Dios en ese Niño Dios, pobre y humilde, les impulsará a llevar a otros niños al encuentro con Jesús y a ofrecer su pequeña ofrenda para que la Buena Noticia llegue también a los niños de países de misión. Quien recibe el don tan hermoso de la amistad con Jesús siente la necesidad de transmitirlo a los demás. La llamada que sienten los niños a la misión hace que crezca en ellos un espíritu de amor al prójimo, generosidad, solidaridad y entrega que les acompañará toda la vida.

Es lo que pretende la Obra de la Infancia Misionera, que nació para que los niños pudieran ayudar a los niños de los países de misión. En1843, el obispo francés Forbin-Janson, de acuerdo con Paulina Jaricot, pensó que los niños podían hacerlo y les propuso un reto: “Podéis ayudarme a salvar a los niños de China rezando un avemaría cada noche y ofreciendo por ellos una limos­na”. Así de sencillo. De este modo co­menzó esta obra quecontó siempre con el apoyo de los Papas. En 1950, Pío XII instituyó el Domingo Mundial de la Infancia Misionera, que celebramos el domingo próximo.

La Infancia Misionera no está pasada de moda. Cuantos trabajamos en la iniciación cristiana sabemos que es vital y decisivo para su futura vida cristiana que los niños bautizados tengan la experiencia de un encuentro personal con Jesús en su más tierna infancia. Sólo desde ahí podrán crecer como discípulos misioneros de la Buena Noticia. A esto les ayuda la obra de Infancia Misionera llevándoles al encuentro con Jesús y haciéndoles protagonistas de la misión, como “pequeños misioneros” con los de cerca –amigos, padres, compañeros- y con los de lejos. 

Por ello os invito a todos los niños de todas las parroquias y colegios a nuestro encuentro anual de Infancia Misionera el sábado, 26 de enero, por la mañana en el Seminario diocesano Mater Dei. Los varios centenares de niños y niñas que participan cada año en el encuentro son testigos de la alegría que da compartir la fe y la misión, de ser amigos de Jesús para llevar a otros el amor de Dios que él nos ha traído. Animo a todos –niños y niñas, catequistas y profesores, parroquias, movimientos y comunidades eclesiales, a todos los sacerdotes- a participar en el encuentro. No os defraudará. 

Queridos niños y niñas de Infancia Misionera: ¡Gracias por vuestra implicación! ¡Continuad así! ¡Sed amigos de Jesús! ¡No perdáis vuestro espíritu misionero! Los adultos os apoyamos con nuestra oración y aliento, y con nuestra aportación económica.

Con mi afecto y bendición,

+Casimiro López Llorente

Obispo de Segorbe-Castellón

Padres Blancos misiones

La misión nace del amor, testimonian los Padres Blancos en la Mesa de Misiones

Cuando el cardenal Charles Lavigerie, fundador de los Misioneros de África, envió los primeros equipos a través del desierto para evangelizar África subsahariana, la aventura acabó con los Padres Blancos masacrados. Una de sus principales consignas era el “tout à tous” , es decir, darse a todos, incluso hasta el martirio si era necesario. Y sin embargo siguieron intentándolo. La razón es que para esta sociedad misionera que cumple 150 años, la misión nace del amor: “Amar a África y a los africanos”. Hoy los Padres Blancos forman parte de la historia reciente de los pueblos africanos.

El sábado pasado, 10 de noviembre, la Delegación Diocesana de Misiones organizó una mesa redonda para recoger el testimonio de estos misioneros. Junto los padres Agustín Arteche y Jesús Esteibarlanda, también participaron el matrimonio Agustín Piquer y Eva Sales que han sido familia en misión en Perú, Rusia y Argentina. Esta iniciativa quiere convertirse en el germen de una Jornada del Misionero Diocesano.

Leer más

Padres Blancos conferencia Nules

Comienzan en Nules los actos de los 150 años de los Padres Blancos

Los Misioneros de África, más conocidos como Padres Blancos, celebran 150 años de su fundación pro el cardenal Charles Lavigerie en Argelia. En Benicasim residen 9 sacerdotes ya mayores pero con un vivo espíritu misionero que quieren seguir difundiendo con motivo de esta efeméride. El miércoles pasado, 17 de octubre, se organizó una primera conferencia en Nules. Los próximos actos son el 10 de noviembre una mesa redonda en el Mater Dei y una nueva conferencia el 22 de noviembre en Castellón.

Leer más

Imagen Cartas 320x200

Domund: Cambia el mundo

Queridos diocesanos

Octubre es el mes misionero por excelencia. Su momento central es la Jornada del Domund, el Domingo Mundial de la Misiones, que este año celebramos el día 21 de octubre. Organizada por las Obras Misionales Pontificias (OMP), esta Jornada quiere promover el compromiso de los cristianos para que el anuncio del Evangelio llegue a todos los ámbitos del mundo, junto con el cambio y la promoción social que conlleva. Este día debería servir para renovar y potenciar nuestro recuerdo agradecido, nuestra oración sincera y nuestro compromiso solidario con tantos misioneros y misioneras, que, siguiendo la llamada del Señor, lo han dejado todo y entregan su existencia para que la Buena Nueva resuene en todos los continentes. Son muchas y, en algunos casos extremas las carencias y necesidades materiales de los misioneros en el cumplimiento de su tarea evangelizadora y promotora del desarrollo completo de las personas, en especial de los más pobres.

Leer más