El Obispo entrega las credenciales a más de 200 ministros extraordinarios de la comunión y visitadores de enfermos

Una vez concluidas tres sesiones de formación, impartidas por el Delegado Diocesano de Liturgia, Antonio Sanfelix, 234 ministros extraordinarios de la Sagrada Comunión y visitadores de enfermos recibieron las credenciales. El acto se realizó el martes 22 de octubre al concluir una eucaristía en la Concatedral de Santa María, en Castellón, presidida por el Obispo. Mons. Casimiro López Llorente insistió en la importancia de ser conscientes de que “en sus manos llevan a Dios mismo”.

Los ministros extraordinarios de la Sagrada Comunión son designados por el párroco. En la ceremonia participaron una veintena de sacerdotes, de un total de 41 parroquias. El Obispo pidió que en los próximos días, se haga la entrega personal de las credenciales dentro de una celebración eucarística. También se ha entregado la certificación a personas del Hogar de Anciano Virgen del Lledó de Castellón, así como a comunidades de terciarias capuchinas de Segorbe y Altura.

El ministro extraordinario

La instrucción Inmensae Caritatis recuerda que el fiel que es instituido como ministro extraordinario de la Sagrada Comunión deberá estar adecuadamente instruido y ser recomendable por su vida cristiana, su fe, sus buenas costumbres, su devoción y respeto al santísimo Sacramento del Altar y por su adhesión al Magisterio de la Iglesia. También dice que no sea elegido nadie cuya designación pudiera causar desconcierto a los fieles. Otra condición del candidato es que haya recibido los sacramentos de iniciación cristiana y no se encuentre en situación irregular.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.