Los jóvenes ante el drama de los cristianos perseguidos, en la Vigilia de Cuaresma

Las historias de cristianos perseguidos con nombre y apellidos impactaron los 280 jóvenes que el viernes participaron en la Vigilia de Cuaresma en la Concatedral de Santa María. Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN) presentó el drama que sufren miles de personas en Oriente Medio a causa de su fe. Mons. Casimiro López Llorente quiso poner en valor la libertad de la que se goza aquí para asistir a Misa o tener sacerdotes y catequistas. El Obispo invitó a orar por ellos y, como gesto, un joven encendió un cirio rojo, símbolo del martirio.

José Miguel Sala, Delegado Diocesano de Juventud, ha manifestado su agradecimiento por la buena respuesta, ya que han participado una buena representación de los jóvenes de la Diócesis. Estuvieron presentes de las parroquias de Nules, Almazora, Pina de Montalgrao, Santa María, La Esperanza y San José Obrero de Castellón, TeenStar, Jóvenes en el Corazón de Cristo por María y los scouts de Almazora y de Europa. También vinieron los seminaristas del Mater Dei y del Redemptoris Mater.

Encuentro en abril

La próxima Vigilia diocesana será en mayo. Pero antes, el 21 de abril hay el encuentro de jóvenes de confirmación en el Mater Dei. “La buena experiencia en el Jubileo de la Misericordia nos animó a continuar con este evento. Este año estará dedicado a los sacramentos de la iniciación cristiana con actividades muy diversas”, explica D. José Miguel Sala. De momento, ahora está la Cuaresma, para la que Mons. López Llorente invitó a leer el mensaje del Papa. Al final se repartió entre los jóvenes para poder trabajarlo en las parroquias y grupos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.