Profesores jubilados de Nules dan clases de refuerzo

Unos veinte niños y adolescentes de Nules pueden tener clases de refuerzo escolar gracias a una decena de maestros y profesores jubilados que siguen ejerciendo su vocación de educar. Hace dos años la parroquia promovió desde Cáritas estas aulas después del horario de clases para los hijos de familias necesitadas de la población. Ricardo Albert Montoliu, uno de los promotores, explica que su motivación es “intentar ayudar a los demás” desde el compromiso cristiano: “Veo a un chaval y veo a Jesús”.

Estas sesiones, que se realizan de lunes a jueves y que se intensifican en época de exámenes, son mucho más que unas clases particulares. Al llegar del colegio o del instituto, se sirve primero una merienda en la que participan cuatro voluntarios más de la parroquia. Y a través de las materias, el objetivo último está en colaborar a una inserción social.

 

Albert reconoce que la evangelización no es fácil porque la mayoría son chicos de familias inmigrantes musulmanas, pero que por el testimonio de su acción está seguro que algo se transmite: “Ven nuestra disposición, pero no es nuestra, es la de Aquel que nos envía aquí. De todos modos, ellos nos dan más de lo que les podemos dar”, reconoce. Aunque cada uno tiene su evolución personal, los resultados en estos años son exitosos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.