El Obispado, la Conselleria de Cultura y el Ayuntamiento de Villafranca restauran la ermita de Sant Roc

El Obispado de Segorbe-Castellón, la Conselleria de Cultura de la Generalitat Valenciana y el Ayuntamiento de Vilafranca han hecho posible, gracias a su buena y estrecha colaboración, la rehabilitación de la ermita de Sant Roc de la localidad del Alt Maestrat, que fue inaugurada el pasado 16 de agosto, día de la fiesta del santo, por el vicario general de nuestra Diócesis, Javier Aparici. En esta ocasión, el párroco de la citada población, Salvador Prades, ha querido que la procesión, que se celebró a las 10:30 horas, discurriera desde el templo parroquial hasta  la ermita de Sant Roc, donde seguidamente se celebró la Misa Mayor en honor del santo presidida por el mencionado vicario en representación del Obispo de la Diócesis, Monseñor López Llorente.

La rehabilitación de dicho templo ha consistido en un refuerzo y consolidación estructural a base de tirantes metálicos arriostrantes, así como el zunchado de hormigón armado a la altura interior de los aleros para asegurar la estabilidad del edificio. También ha sido necesaria la renovación total de la cubierta, con lo que el templo se encuentra recuperado de la situación de falta de conservación e inestabilidad en la que se encontraba inmersa y por tanto alejada del culto durante más de cuarenta años.

 

La ermita de Sant Roc es un antiguo lugar de culto católico catalogado como Bien de relevancia local y un edificio exento, de aspecto robusto, aunque muy esbelto y alto, en el que destaca la fachada principal el pórtico o atrio. En los laterales se pueden ver contrafuertes.​

Sus cimientos se asientan en una plataforma rocosa con una cierta inclinación que se salva con una escalera. La cubierta es a dos aguas y presenta un atrio en el que se abren tres arcos de medio punto, presentando el pilar izquierdo un escudo de Villafranca grabado en piedra,​ por encima del cual se sitúa el coro, que recibe la iluminación interior a través de una ventana rectangular abierta en la fachada. Presenta una cornisa mixtilínea adornada con bolas en las esquinas y como remate final en el centro de la fachada presenta una espadaña con hueco para una sola campana, que no existe. El remate de la espadaña son una cruz y veleta.

Respecto al interior, es de planta de nave única con altar mayor y muros decorados con pinturas relativas al santo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.