Unas 50 personas reciben la unción de enfermos en la Pascua del Enfermo

El VI Domingo de Pascua se ha celebrado la Pascua del Enfermo, que concluye la campaña que cada año comienza con la fiesta de la Virgen de Lourdes, el 11 de mayo. En la Diócesis se ha celebrado una Eucaristía en la capilla de Cristo Rey del Hospital Provincial de Castellón, presidida por el Vicario de Pastoral, Miguel Abril, y asistido por el Delegado de la Pastoral de la Salud, Eloy Villaescusa, y el capellán del centro hospitalario, Lucio Rodrigues. Unas 50 personas, prácticamente la totalidad de los asistentes, han recibido el sacramento de la unción de los enfermos.

Banner XtantosMiguel Abril ha dado la bienvenida a los participantes afirmando que la celebración era para “interceder por todos los enfermos de la Diócesis, sus familias y los voluntarios y profesionales de la salud que los asisten”. El Vicario de Pastoral ha asegurado que el enfermo “es un santuario donde se hace presente el rostro sufriente de Cristo”. También ha añadido que “así como las cruces tienen un Cristo, es Jesús quien nos ayuda a llevar el sufrimiento, dando luz fortaleza y consuelo”.

Eloy Villaescusa asegura que desde la Delegación “queremos estar unidos espiritualmente en la Caridad de Cristo allí donde, a lo largo y ancho de nuestra Diócesis, se colabora en esta caridad pastoral para bien de nuestros enfermos, mayores y sus familias”. El lema de este año centra su atención precisamente en “todos los voluntarios que llevan el consuelo de Cristo a los enfermos y sus familias”. Precisamente, Miguel Abril ha invitado a “reactivar los visitadores porque hay mucha gente que sufre soledad”.

Aumento de personas enfermas y necesitadas de cuidado

Los obispos de la Comisión Episcopal de Pastoral, de la que depende la Salud, aseguran en su mensaje que los voluntarios “hacen visible el amor de Dios por los enfermos y son una parte esencial de la caridad de Cristo que la Iglesia está llamada a realizar”. El documento advierte que “el número de personas enfermas a las que acompañar y cuidar es cada vez mayor”. Por ello es necesaria una atención que combine adecuadamente la “profesionalidad y la ternura”, manteniendo siembre el carácter del voluntario cristiano: “Encuentra la motivación para la caridad  en el haber sido amado por Jesucristo”.

ESCUCHA EN ESTE ENLACE LA ENTREVISTA CON ELOY VILLAESCUSA EN EL ESPEJO DE COPE CASTELLÓN EL VIERNES PASADO, 24 DE MAYO

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.