Nueva Evangelización durante el FIB

La parroquia de Santo Tomás de Villanueva de Benicasim organizó una vigilia de Nueva Evangelización la última noche del FIB. Se contó con la participación de la Comunidad Abrahan, que invitaban por la calle a encontrarse con Cristo expuesto en la parroquia y recibir una palabra de vida. Martina Dal Sacco, responsable en Valencia, explica la experiencia.

  • ¿Qué ha pasado este sábado 15 en Benicasim?
  • Una evangelización de calle, por la noche, con una iniciativa que se llama “Entrada libre” y que consiste en invitar los que pasan a entrar en la iglesia preparada con la adoración eucarística. El tema es provocar la gente al encuentro con Cristo, vivo en la Eucaristía, y tomarse un tiempo para Dios durante el que pueden descansar ante Él, pedir o suplicar, y también llevarse un versículo de la Palabra de Dios, porque está viva y Dios sigue hablándonos por ella.
  • ¿Qué frutos caben esperar de un anuncio puntual como este?
  • Aunque pueda parecer que siembras en la nada, Dios usa más caminos para que brote y dé frutos. Entre nosotros hay jóvenes que se acercaron así y han llegado a la comunidad integrando la Iglesia. Pueden pasar años, pero se había encendido una luz porque Dios lo usa todo. Sí, es una actividad puntual, pero se trata de acercar a Dios a los jóvenes y entregarnos como instrumentos porque creemos que Dios puede cambiarlo todo en una noche.
  • ¿Qué es la Comunidad Abraham?
  • Nació en 1989 con un matrimonio y un pequeño grupo de oración que cultivaba la espiritualidad carismática. Poco a poco fue descubriendo esta misión especial hacia los jóvenes, especialmente los alejados, y las familias, acompañada por el actual arzobispo de Turín, mons. Cesare Nosiglia. Está constituida por laicos y además de la evangelización ofrecemos momentos de formación. Estamos en Valencia desde 2013.
  • Benicasim ha sido un aperitivo del festival en Gandía del 8 al 16 de agosto.
  • Será la cuarta edición y participarán jóvenes de Italia, España, Malta y otras partes de Europa. Son unos días de fiesta y de compartir la alegría de la fe como Iglesia en salida. Habrá tiempos de fraternidad, espiritualidad, formación, deporte, encuentros con los más pobres y, claro, evangelización.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.